Que hago con mi novela ¿La edito o me estafan?

Desde que Amazon abrió el portal de la imaginación a toda aquella persona con deseos de plasmar su mundo real o imaginario, escribiendo novelas o cuentos cortos con su famoso Kindle, la venta de los libros en formato digital y papel se multiplico estadísticamente de manera increíble. Lo que se veía como una muerte anunciada para el libro sucedió exactamente a la contra con la aparición de la editorial más grande que el ser humano jamás haya conocido.

Toda aquella persona con sensibilidad y vocación para la literatura visualizó el momento de darle rienda suelta a su universo creativo. Pero en este mundo, junto al frenesí de escritores noveles, aparecieron lo editores on line.

La auto publicación que no es tan auto

Una gran cantidad de empresas pertenecientes al mundo editorial migraron completas o mitad y mitad para poder adaptarse al nuevo paradigma de la edición digital. Amazon rescató a los autores ignorados y potencialmente best Sellers del tormento de las organizaciones editoriales tradicionales.

En 2011, desarrolló un modelo de autoedición al que denominó Amazon Publishing, con el cual ofrecía un valioso apoyo a los autores para poder maquetar y diseñar sus libros de manera independiente, con la intención de que pudiesen desarrollar y publicar sus propias publicaciones.

Ese año, Amazon.com informó que los libros bajo esta estructura electrónica Kindle vendían más que todos los libros impresos publicados en el mundo.

En esta apertura, brindada por las nuevas tecnologías, posibilitó que se generaran otras fuentes de empleo dentro del ámbito editorial de manera independiente sin la compleja estructura de las editoriales tradicionales.

Muchos de los escritores noveles, ansiosos de mostrar su creación al mundo, poseían en sus manos ya su texto elaborado, pero querían que fuese lo mejor corregido posible a la luz pública, y ese era un paso que no podía ser resuelto por Amazon ni por su famoso Kindle Creater, la APP con la cual configura y diseña los libros para poderlos vender en su plataforma digital.

Los editores “personalizados”

Comenzaron entonces a surgir los editores personalizados a través de las múltiples redes, ofreciendo sus servicios para corregir los libros, tanto en estilo como gramaticalmente; y si no se tiene el tiempo o el deseo de montarlo en Amazon, también se ofrecen a diseñarlo y dejarlo listo para su publicación digital.

Este servicio editorial se presenta en las redes desde empresas con años de servicio que han tenido que migrar al ciberespacio como individualidades, algunos con experiencia en el ramo, y otros cazadores de inocentes, quienes ofrecen desde la corrección, la promoción y venta, garantizando en convertirlo en best seller.

Viajando en ese mundo exclusivo de la redacción literaria que hay en internet, nos topamos con “editores” que no han publicado una sola novela, pero te ofrecen sus servicios “profesionales” para ayudarte en la redacción, en la configuración del estilo, en la creación de los personajes, sin tener ningún estudio o formación que indiquen que han estado trabajando dentro del mundo editorial o la literatura.

Centenares de blogs que pretenden aconsejar sobre cómo escoger una editorial, y cómo enviar manuscritos, transcriben y repiten como loros lo que hallan en libros y en otros blogs, sin tener conocimiento de los procesos.

Al buscar en Google, para ubicar cursos de redacción, editor, corrector gramatical y de estilo, aparecen infinidad de ofertas y de servicios que van desde la corrección hasta la publicación digital por lo que es imprescindible revisar su currículo del posible editor en la red en forma detallada para saber si todo lo que dice que es capaz de hacer es cierto.

Las Editoriales Falsas

Pero junto con estos editores individuales, aparecen un sin fin de editoriales en la web que son capaces de jurar que te van hacer el gran favor de publicarte tu libro, casi, casi, regalado. A estas son las que denominan editoriales falsas, que no son más, en el mejor de los casos, que una oficina en liquidación, con dos pc y cuatro personas jugando a ser editores. De estas sociedades insidiosas hay muchas en casi todas las naciones, pero más en España que en Hispanoamérica.

La estructura de las mismas puede ser más o menos compleja dependiendo de la capacidad de inversión y de los servicios que ofrecen, pero el más importante de todos, y es donde existe la miel para la trampa, es el de distribuir y vender tu libro, por supuesto, con un coste y con los sueños de los escritores incluidos.

Las editoriales falsas, la mayoría, coloca en sus páginas que te efectuaran todo el proceso editorial y tu obra la tendrás a la venta en todas las librerías digitales de su red y por supuesto en físico en un plazo aproximado de dos semanas al finalizar la maquetación.

Pero antes de continuar, debemos conocer cuál es el proceso editorial para poder ver dónde está la trampa.  Repasemos entonces el recorrido de un libro para su impresión en la gran mayoría de las editoriales responsables.

  1. Elaboración del libro
  2. Lector cero

Varios lectores que conforman el público al cual se les venderá el libro. Estos determinaran, a groso modo, la calidad y empatía de la redacción

  1. Informe de lectura profesional

Es una lectura efectuada por un experto en el área cuyo objetivo es la de indicar los puntos fuertes mediante una lectura crítica del texto y examina sus potencialidades y debilidades, así como lo que necesita edición, y si es factible su publicación.

  1. Edición de mesa.

Este es tal vez el paso principal del libro, el que va a garantizar la calidad del mismo, porque es aquí donde interviene el editor que debería ser un profesional con la suficiente experiencia para detectar errores de contenido, de estilo y gramaticales. Pero, sobre todo, debería trabajar codo a codo con el autor del libro. Es una labor personalizada que todas las editoriales y profesionales deben brindar.

  1. Diseño de la portada

Es la estructura de la parte exterior del libro. Contiene la cubierta, contracubierta, lomo y solapas.

  1. Maquetación y diseño

Es la estructura del interior del libro.

  1. Corrección ortotipográfica

Aquí el objetivo es la revisión exhaustiva de los posibles errores ortográficos y de puntuación; se revisan las tildes y el uso de comillas, negritas, cursivas, mayúsculas y minúsculas, entre otras cosas.

  1. Creación del libro

Una vez introducidas todas las correcciones, y ya con el texto definitivo se procede a su publicación.

  1. Gestiones legales

Hablamos de la cedula de identidad del libro que es el ISBN y el Depósito legal,

  1. Publicación en distintos formatos.

Es en este punto, el ultimo del proceso donde se afincan las editoriales falsas para desplumar a los escritores noveles, y es debido que al llegar aquí no existe posibilidad de dar marcha atrás porque la inversión está hecha, el libro “publicado” y la estafa CONSUMADA.

Al cabo de un año, cuando, deseamos conocer cuánto ha generado las ventas de nuestro libro, nos escriben, en el mejor de los casos, que no podemos retirar nuestras ganancias, porque no se ha llegado al mínimo requerido (50 euros), que piden para el desembolso de las «regalías»:

Aquí os presento una lista de los enganches para estafar, recopilado por la editora e investigadora Claudia Antonelli en su blog:

  1. Piden dinero con diversos pretextos, para la «coedición», o la «corrección».
  2. Persuaden al escritor a la compra de un número mínimo de ejemplares de su propia obra, con el pretexto, de «la presentación».
  3. No determinan el número de ejemplares que imprimirán para distribuir en librerías físicas.
  4. Responden a los veinte días de haber recibido las obras inéditas, mostrando con esto que no las leyeron.
  5. En los contratos y en los correos hallamos faltas ortográficas y galicismos, el más común es el preposicional «a partir de».
  6. Hablan de distribución internacional, pero no nombran las librerías físicas donde los ejemplares estarían dispuestos para la venta, pues lo que ellos denominan «distribución internacional» es la de colocar tu obra en Amazon, Apple, etc., en los que nadie comprará un ejemplar, a menos que tú, como escritor, emprendas una campaña penosa de publicidad, o, a lo menos, una de persuasión.

Pero cuando te dicen que tu obra estará impresa por toda Hispanoamérica, no son más que librerías virtuales (Librería de la U de Colombia, Librería Pocho de Uruguay, etc.) que imprimen cuando el comprador virtual lo solicite (Publicación Bajo Demanda, o POD).

Toda esta telaraña de embrujos y acertijos que rodea a las editoriales web o digitales son difíciles de desentrañar, ni existe ley internacional que ampare este tipo de estafa. Son tan descarados que pueden publicar tus reclamos en su web y darles respuesta para seguir incautando, incluso colocan a sus trabajadores para que te llamen y te den explicaciones para que dejes de molestar, porque no te van a devolver un céntimo ni te van a pagar ninguna regalía, como tampoco te van a vender ningún libro.

Si no has pasado por este destino incierto, en la próxima entrega te vamos a indicar los pasos a seguir para que tu libro vaya por buen camino sin tener que pasar por el entramado de las editoriales falsas y de editores tramposos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Últimos artículos publicados